Equipamiento de trabajo

En la micropigmentación se usa un instrumento electrónico denominado dermógrafo, al cual se le adapta una aguja que va entrando y saliendo de la piel mientras deposita el pigmento controlado de forma muy precisa por una CPU.

La micropigmentación es una técnica estética que consiste en la aplicación de pigmentos hipoalergénicos y compatibles con nuestro cuerpo en las capas más superficiales de la piel (a una profundidad de 0.2 a 0.5 mm), para corregir o embellecer rasgos faciales y corporales.

Tratamientos de micropigmentación

La micropigmentación facial permite un gran abanico de posibilidades corrigiendo pequeñas imperfecciones como cicatrices o marcas de nacimiento, así como también para conseguir un maquillaje semipermanente en cejas, pestañas y labios.

Esta técnica se aplica a Cejas, Labios, Línea de ojos (eye-line) como maquillaje semipermanente y/o como correción o mejora para estas zonas. Al igual se puede aplicar a otras mejoras estéticas como cicatrices, estrías, manchas etc. Otra técnica muy demandada en micropigmentación es la denominada “tricopigmentación” que consiste en cubrir total o parcialmente la zona del cuero cabelludo por causas de alopecias o cicatrices o para dar mayor sensación de densidad al cabello.